RÉMY GAILLARD, un tipo cualquiera

Los « habitués » de Faubourg Buenos Aires ya saben que no estamos en la polémica, no porque no nos guste, pero porque no tenemos tiempo. Por esa razón no hemos escrito nada luego de las derrotas de la selección en Bolivia y en el Monumental. La crítica deportiva se encargó de ello, cumplió con su rol.
No obstante, humildemente desde París, tratamos de encontrar soluciones que le permitan a Maradona calificar a éste seleccionado de onerosas « stars » que tiene al mando. Creemos, y no es un secreto para nadie, que Diego y su equipo tienen que reanudar con el gol, y rápidamente.

Tenemos a la persona indicada.

remi_gaillard_coupe_de_france.jpg

Se trata de Rémy Gaillard, un francés sin empleo fijo, malquerido de los media, demasiado adolescente en su cabeza para interesar a Domenech, el seleccionador de l’Equipe de France.
Rémy Gaillard vive en Montpellier, es un humorista de lo cotidiano, un actor de corazón, un provocador poético, un productor para tiempo de crisis, version youtube.
Rémy pretende ser « un tipo cualquiera » (n’importe qui) y es verdad, pero sólo en apariencia.
Su consigna-moral es la siguiente: « C’est en faisant n’importe quoi qu’on devient n’importe qui », que podríamos traducir por « A fuerza de hacer cualquier cosa nos convertimos en cualquiera ». En el mundo de todos los días ésta frase sería tan solo una broma más, pero en el mundo imaginario de Rémy esa consigna es un bloque de granito, porque Rémy hace « realmente » cualquier cosa, la filma y la sube a youtube o a su sitio personal (www.nimportequi.com):

remi_persos.jpg

– Disfrazado de Supermario hace carreras en las calles de Montpellier
– Decora ascensores
– Bucea en los acuarios públicos
– Se viste de vaca en un campo lleno de toros
– Hace camping en las rotondas de la ciudad
– Se pone a cantar en las cajas de supermercado
– Se presenta al concurso de mister universo
– Juega al tenis con Yannick Noah
– Camina sobre la luna
– Se disfraza de caracol en la ruta
– y 1000 idioteces más…

Pero lo que nos interesa hoy es sobre todo su performance futbolística.
Rémi pone la pelota donde quiere y pensamos sería un perfecto reemplazo de Riquelme, y además tiene un excelente sentido del humor. 
Veamos de qué se trata…

Los videos de Rémi ya han sido bajados 160 millones de veces. Los japoneses le consacran programas de televisión. En Bélgica y Canadá le plagian sus sketches…

¡Por favor señores dirigentes de la AFA, nacionalizen a Rémi y pónganlo en la selección YA! Les va a salir mucho más barato, vamos a ganar por goleada y por una vez nos vamos a reír, lo que en éstos tiempos viene a ser un lujo.